jueves, 25 de noviembre de 2010

El velo de la discordia

Hace un par de semanas causó gran revuelo mediático el caso de una niña, hija de padres musulmanes, que habría sido “discriminada” en su colegio por usar velo. La prensa "informó" que el colegio le habría pedido que no usara el velo pues no era parte del uniforme, e incluso habría puesto en duda su matrícula para el próximo año.

Según la prensa, gracias a una “exitosa” intervención del Ministro de Educación, Joaquín Lavín, el asunto se habría solucionado, la niña fue “reintegrada” y sus “derechos” ahora son respetados.

¿Pasó eso realmente?


La respuesta corta es: NO. Ahora vamos por la explicación larga.

Primera parte: el problema que nunca fue

Lo que se dijo en los medios ustedes ya lo saben. Lo que seguramente no saben es lo que no se dijo masivamente, a saber: que la niña nunca fue discriminada, que la directora se enteró del asunto por la televisión, que jamás condicionaron la matrícula y que, por lo tanto, el ministro no tuvo que hacer nada para “reintegrarla”.

“Era una Yasmín antes del velo y una Yasmín después del velo. Nosotros no sabíamos cómo es este proceso. No teníamos idea de qué hacer o dejar de hacer. Tuve que buscar en internet, porque los padres de Yasmín no vinieron a avisarnos que a partir de una determinada fecha la niña iba a usar el velo. Eso habría facilitado mucho las cosas” explicó la directora del colegio Mozart, María Inés Baeriswyl, en este artículo de revista Paula sobre el asunto.

Se trata de un problema de integración, pero no de discriminación. Realmente el manejo mediático de esto fue un asco.




Segunda parte: ¿derechos de quién?

Como muy bien argumentaba Rafael Gumucio esta columna de Lun, la gracia del colegio y del uniforme es que es uno de los pocos espacios donde todos somos iguales, donde las diferencias terminan y, sin importar de dónde provengamos (confieso que gracias a esta columna le encontré más sentido al uniforme escolar).
Pero el asunto va más allá. En todas partes hablan de “vulnerar los derechos de una niña de una creencia distinta” y, cabe hacerse la pregunta ¿de qué derechos me hablan?

Para decir que se está violando el derecho a ejercer “su” religión a una niña de 9 años, tiene que primero ejercer su derecho a elegirla libremente y, para eso, debe vivir más experiencias, conocer, leer, investigar, viajar, etc.

Realmente me asquea que se superpongan los derechos de los padres a educar en creencias de dudoso valor moral a la de los niños a crecer en un medioambiente lo más libre posible con el derecho a elegir su propio punto de vista con respecto a lo humano y lo divino. Y sí, si sé que esto nunca podrá ser 100% así porque siempre habrá una influencia familiar y cultural, pero al menos me gustaría ver un poco de valoración por el laicismo.

Y no me vengan con la tonterita de los valores familiares porque eso se puede enseñar perfectamente sin meterle toda la mierda de velos, crucifijos, bautizos y ceremoniales vacuos. Es más, sin agregarle toda la idiotez de la pureza y las culpas, las odiosidades sin sentido y la estrechez de mente que, muchas veces, conlleva el ser criado en una religión.

Creo (para que no se diga que un ateo no cree en nada) en la libertad de las personas. Y creo que no hay lugar donde se manifieste más plenamente que en la mente de cada cual, y tratar de imponer pensamientos, de la manera que sea, va en contra de esa libertad*.

Para mí no es obvio educar a los hijos en alguna creencia. No es obvio bautizarlos. No es obvio que aprendan la historia de una sola religión existiendo tantas y tantas versiones de cada una de ellas. Creo que las personas tienen el derecho y el deber de informarse, aprender, elegir y creo que nadie debería coartar ese derecho.




Les dejo el trailer de "Jesus Camp" una muestra de lo que puede lograr la enseñanza religiosa llevada al extremo.


* Y no, no comiencen con la tontera de que eso también es una forma de pensar porque no pienso entrar en esa discusión sin fin.

5 comentarios:

Adrián jueves, noviembre 25, 2010 1:37:00 p. m.  

Estoy de acuerdo con que no hay discriminación. Además, como tu bien mencionas, que un niño vea vulnerados sus "derechos religiosos" es bastante extraño, porque hasta qué punto un niño de 9 años tiene pleno conocimiento y discernimiento de lo que significa pertenecer a una religión determinada. Como todos sabemos, no es una decisión de él (o ella en este caso), sino de sus padres. Sus padres son los musulmanes.

He leido que en muchas partes la respuesta o argumento usado en contra de la prohibición del velo islamico casi siempre es la libertad religiosa. Me parece que si estas en un país debes acatar las normas, reglamentos y leyes de éste. No al reves, no puedes imponer que -y esto va más allá de la religión- si en tú país es permitida la poligamia, alegues discriminación religiosa (o racial) porque en occidente no te lo permiten.

Akira Hokusai viernes, diciembre 03, 2010 7:37:00 p. m.  

es su cultura hau que respetarla :D.......... ahora , esa noticia paso como hace dos años atras creo...:O

Jorge Román lunes, diciembre 06, 2010 3:05:00 p. m.  

Independiente de la discusión de las libertades (estoy totalmente de acuerdo contigo, Myriam), me parece patético que la prensa haga eco de una noticia mal reporteada y falsa.

Los periodistas sabemos que este tipo de situaciones se dan todos los días, pero es raro encontrarse con el desmentido, sobre todo cuando las dos versiones son tan disímiles.

En fin... ¡Muerte a los monoteísmos!

blogacanelico jueves, diciembre 23, 2010 4:59:00 p. m.  

A falta de sintaxis, diré lo siguiente:

Con respecto a la noticia, que tardía-mente vengo a comentar, a estas alturas (como es mi caso), se ha perdido entre tanta publicidad seudo-conmemorativa (de fiestas y tragos), y de extraños bombos y platillos de Bullying junto a intervenciones divinas de Lavín.

Pero no me parece extraño que se le de auge a los supuestos derechos infantiles que se defienden, ya que esta pertenece a una buen consolidada idea de consumo (todos tenemos derecho a consumir, consumo como valor de distintas perspectivas, etc.).

Bueno, después de este vómito de ideas, no tengo nada más que decir.

Dejando de lado los neologismos que rigieron mi vida durante bastante tiempo, me despido.

ATTE.

Henríquez, N (antes Nav!´s y esas cosas XD, el usuario dice Navisu)

Diego domingo, enero 02, 2011 8:58:00 p. m.  

Sí, sí, aunque hace rato que no ando acá quizás recuerdes algo de lo que pienso de estos temas. A la humanidad todavía le falta mucho.

Seguidores

Lo que leo

Myriam's bookshelf: read

Sobre Hombres Y Damas/ About Men and WomenLa Loca de La CasaEl enfermo imaginario / El médico a palosGrandes Pestes De La Historia / Disease and HistoryLas Seis Esposas De Enrique VIII/ the Wives of Henry VIIIPirómides

More of Myriam's books »
Myriam's  book recommendations, reviews, favorite quotes, book clubs, book trivia, book lists

Postre

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP