miércoles, 16 de septiembre de 2009

La insoportable agonía del amor

No sé porque será, pero las películas consideradas “románticas” en el 80% de los casos no me mueven ni un pelo. Los dramas de los protagonistas siempre me parecen lloriqueos de cabros chicos y su amor, poco menos que una mamonería insufrible.

No es algo nuevo, me acuerdo que cuando estaba en el colegio, una amiga insistió para que viéramos “Romeo+Julieta” con Leonardo Di Caprio versión pendexsinguata. Así es que un buen día decidimos arrendarla junto con otra amiga. El resultado fue gracioso: pasamos como 2 horas llorando de la risa frente al televisor, parodiando las escenas más dramáticas/chistosas y asegurando que si eso era romántico nos íbamos a tirar a un pozo.

Con “Titanic” me pasó algo similar. La misma amiga hinchando por ver a Di Caprio, levantándose a las tantas de la mañana para ir al estreno (mientras yo dormía plácidamente y la dejaba plantada) y suspirando por la “romántica” historia. La vi después y le encontré menos gracia que hamburguesa vegetariana.

No hay caso, las películas románticas no me conmueven. Debe ser porque no las entiendo. No entiendo que alguien que decía amar locamente a Rosalinda, de repente ve a Julieta y decida que el mundo vale un huevo sin ella, se fugan, con suerte si se miran, se declaran su profundo amor con sólidas bases y se matan. Fin.


Cuando vamos al cine con mi novio a ver alguna película romántica la situación es un tanto chistosa: mientras él llora a moco tendido porque cuando la pareja por fin descubre que nacieron el uno para el otro a la heroína le da cáncer, yo estoy tranquilamente sentada a su lado, tendiéndole pañuelitos de papel.

La última que fuimos a ver fue “The time traveller’s wife”, junto con unas amigas. Mientras yo estuve la mitad de la película pensando que ella debería haber partido a Europa para tratar de evitar su “destino” y lamentando la tremenda frustración sexual que debe haber tenido (se imaginan si el tipo se evaporaba justo en el clímax? Ahora imaginen que ese tipo era Eric Bana =S), sentía a mi novio moqueando a mi lado emocionadísimo por la tragedia de estar casada con un tipo que aparece y desaparece sin que medie su voluntad.



Los dramas románticos del tipo “África mía” o “Los puentes de Madison” usualmente me aburren. Son tan bucólicos, tan lentos, tan llenos de gestos y frases clichés... tan hechos para la dueña de casa promedio que espera que el próximo tipo que le ofrezca cortarle el pasto sea Clint Eastwood. En la mayoría de los casos responden a la célebre frase del célebre Groucho Marx: “¿Por qué lo llaman amor cuando quieren decir sexo?”. Para qué estamos con cosas, en este tipo de películas la heroína (un tanto madura, por no decir vieja) está ansiosa por tener una noche de sexo como dios manda y la parte tierna/romántica es sólo un volador de luces.

Los dramas adolescentes de tipo “Romeo y Julieta”, “Titanic” o, más recientemente, la vomitiva saga “Crepúsculo” simplemente me dan náuseas. Dos chicos que con suerte saben que Kazajstán es un país se miran y se enamoran perdidamente de las córneas de otro con tanta cara de bobalicón como el primero. Acto seguido hay un algo (familia, condición social, condición vital, etc.) que impiden su recién estrenado, pero inagotable amor. Y entonces ellos lucharán contra el mundo cruel, se enfrentarán a los demonios y desfallecerán leyendo cartas o mirando de reojo al ser amado.

Al igual que los anteriores, también tienen una fuerte carga sexual que tratan de sublimar a través de la historia “romántica”. Lejos lo más molesto de estas películas son la fanaticada que generan, ya que por sí mismas usualmente no tendrían repercusión alguna desde el punto de vista artístico. Sus fans (habitualmente mujeres) suelen ser adolescentes histéricas, con serios desórdenes hormonales y falta de sexo. Son agresivas, si ve una de estas no se acerque ni menos le discuta que Edward Cullen es una bosta.

Hay otro tipo de pelis románticas que entran en la categoría de “dramón”. Son aquellas que están bien hechas, tienen un argumento sólido y, sobre todo, personajes que van más allá del cliché del género. Usualmente se caracterizan por presentar una historia de amor de rasgos más bien patéticos, como es el caso de “Eterno resplandor de una mente sin recuerdos”, una de mis favoritas.


http://www.nataliedee.com/


Las comedias románticas, en cambio, me gustan más. Debe ser porque le quitan ese halo de tragedia y de seriedad, ese tonito de ‘este es el amor de tu vida y si lo pierdes, más te valdría pegarte un tiro’.

Una comedia romántica bien hecha es, a mi gusto, lúdica y se debe reír de las convenciones del género (siendo convencionales, por supuesto... jeje). Y aunque parezca fácil, la verdad es que no lo es. La mayoría parten de buenas ideas (simples y buenas ideas) y terminan siendo una basura predecible y fome como... bueno, como la gran mayoría que produce Hollywood.

Una que destaco y que me encanta es “Love Actually”, precisamente porque se asume como comedia romántica, tiene buen humor inglés y da pequeños giros al género. Por ejemplo, la historia de Liam Neeson y su hijastro. Su esposa acaba de morir, ambos están devastados y el pequeño se enamora de una compañera de clase y le pide consejos a su padrastro para conquistarla. Pura ternura.



Daniel: So what's the problem, Sammy-o? Is it just Mum, or is it something else? Maybe... school - are you being bullied? Or is it something worse? Can you give me any clues at all?
Sam: You really want to know?
Daniel: I really want to know.
Sam: Even though you won't be able to do anything to help?
Daniel: Even if that's the case, yeah.
Sam: Okay. Well, the truth is... actually... I'm in love.
Daniel: Sorry?
Sam: I know I should be thinking about Mum all the time, and I am. But the truth is, I'm in love and I was before she died, and there's nothing I can do about it.
Daniel: [laughs] Aren't you a bit young to be in love?
Sam: No.
Daniel: Oh, well, okay... right. Well, I mean, I'm a little relieved.
Sam: Why?
Daniel: Well, because I thought it would be something worse.
Sam: [incredulous] Worse than the total agony of being in love?
Daniel: Oh. No, you're right. Yeah, total agony.

No crean que soy un ogro sin sentimientos (eso me pasa sólo en las noches de luna llena, ya?). Hay un 20% (aprox.) que sí me conmueven y hasta me han hecho llorar. Curiosamente las últimas dos películas que recuerdo que me han provocado eso son de dibujos animados: WALL-E y Up. En la última, no pude contener un lagrimón esquivo que se me escapó en la primera parte cuando cuentan la historia de Carl y Ellie. Y en la primera, se me hizo un doloroso nudo en la garganta en la parte final (no voy a spoilear para los que todavía no la ven).

Al fin y al cabo creo que sé la razón de tanta queja: soy demasiado cerebral y me cuesta dejar contentos a la cabeza y el corazón XD

16 comentarios:

Barbara miércoles, septiembre 16, 2009 1:35:00 a. m.  

ohhh y sabes que yo llore modestamente en up para que no me vieras ... que tengo un corazoncitoooo jajajaja si hubiece sabido te pasaba pañuelos jajajaja
a mi si me gustan las pelis romanticas y las comedias pero o que no entiendo es por que siempre la protagonista es tonta .. es como en las pelis de super heroes , las novias de estos en su gran mayoría no hacen nada más que meterse en lios.
abrazotess myriamm cerebral :)

pd. oyee si edward cullen es bacán de hecho el mismo dice que romeo es un idiota , que como puede decir que ama a rosalinda y depués sin conocer a la tipa se enamora de julieta y que entiende perfectamente al protagonista de cumbres borrascosas
y dejo hasta aca pq siento que me desperfilooooooooo

Mónica de los Siete Infiernos miércoles, septiembre 16, 2009 8:11:00 a. m.  

Anoche pensaba lo mismo. Yo me considero fanática de las comedias románticas. Los dramones no porque salvo escasas, escasas excepciones, son todos iguales.

En cambio las comedias son chistosas, las minas son regias, para qué hablar de los guapetones de turno, mmm... Es un mundo tan falso que uno cae redondita en la ilusión.

Vi Up con mi familia en masa y estábamos todos llorando al comienzo y al final :P

Ah, no puedo dejar de mencionar a la reina del género comedia romántica: Julia Roberts (Meg Ryan me cae mal). ¡¡¡IDOLA!!!

XD

Neogeminis miércoles, septiembre 16, 2009 8:59:00 a. m.  

Es que cada uno reacciona según sus propios filtros. De ahí la variedad.
Por suerte, jeje

saludos

Atun miércoles, septiembre 16, 2009 10:54:00 a. m.  

A mi me gustan las películas románticas. "Rocco Invade Polonia" es uno de mis clásicos de todos los tiempos, al igual que la saga épica "Bangbros".

menos cliché, mas amor real.

Myriam miércoles, septiembre 16, 2009 11:08:00 a. m.  

Bárbara: sí, eso es una lata, toda la iniciativa tiene que venir de parte del hombre y ellas se sientan a esparar. Sorry, pero aún así el vampiro desteñido no me convence =P

Mónica: entonces quizás te guste "Te amaré por siempre", durante casi toda la película sale Eric Bana en pelota =P
Yo tengo una debilidad por las películas de la Nora Ephron, como que son tan livianitas y nada que me terminan gustando =P

Neogeminis: y según mi amiga yo tengo un filtro muy cerebral... será pues =P

Atun: uffff... qué romántico XD

Any miércoles, septiembre 16, 2009 11:22:00 a. m.  

Ahjajaja! O sea que mejor no espero que Brad Pitt me venga a cortar el pasto? igual no tengo pasto por aqui :(
Me gustan las comedias románticas tipo Tienes un email o Chocolate, y exijo que terminen bien! que para eso las veo ajjaja!
Que dice el novio de la ogra? Te pregunta si te acordaste de comprar pañuelos me imagino ...
=P
besos

Alejandra miércoles, septiembre 16, 2009 11:47:00 a. m.  

Ayer me quedé hasta las 2 AM viendo Sabrina, pero la version com Humphrey Bogart y Audrey Hepburn. Y no me arrepentí.

Hay algo en las películas románticas, que también exploraron las novelas rosa, y que son una forma sutil de hacer porno para mujeres. (Cosa que me hace acordar de por que todas las peliculas para mayores estaban en los video club en la sección "drama"). Por eso todo el mundo se quiere chingar al pobre Vampiro ese de Crepúsculo. Es deseo sexual disfrazado de fanatismo.

Myriam miércoles, septiembre 16, 2009 1:46:00 p. m.  

Any: no, mi novio es además previsor, así que es él el que siempre lleva los pañuelos ><

Alejandra: sip, porque Harrison Ford es mejor Indiana Jones que héroe romántico.
Igual la Audrey Hepburn no termina de convencerme, la encuentro tan cara de nada =S.

Natilla miércoles, septiembre 16, 2009 4:20:00 p. m.  

A mi me encantan las comedias romanticas. Si, tienen una mierda de argumento la mayoria de las veces, son predecibles, muchas veces huecas, etc. Pero me causan risa, me gusta que siempre tengan finales felices y generalmente son entretenidas. Mejor que una pelicula weona se asuma weona a que sea weona tratando de pasar por seria. Ultimamente no aguanto weas densas. Como que si veo TVs o pelis quiero relajarme, para cosas denss ya tengo la vida real y si me falt, agarro un buen libro.

Un abrazo Myriam, cuidate!

Naty

Mely miércoles, septiembre 16, 2009 5:26:00 p. m.  

A mí me desagradó "Eterno resplandor..." porque al final es Joel el que acepta a Clementine. Y puede que así quedara mejor, pero ella es la comadre que se emborracha, le choca el auto, le desordena todo, ¡LO PATEA! ¿Y encima le exige que la acepte "por ser como es", sin prometer que hará lo mismo por él?

Ahí se me murió todo lo disfrutado por la peli, porque soy una Joela xD

Respecto a Up y WALL·E... La verdad es que lloré demasiado. Con la segunda, el llanto fue casi patológico, jajaj.

Comentarios aislados. ¡Saludos! =P

Myriam miércoles, septiembre 16, 2009 8:42:00 p. m.  

Natilla: como conversábamos una vez con Jorge, es difícil hacer un buen cliché. Una buena comedia romántica parece cosa fácil, pero en realidad tiene un grado de complejidad mayor: que aún cuando sepamos claramente en qué va a terminar, sigamos la peli hasta el final.
Saludos, Naty y un gran abrazo =)

Mely: es que yo tengo ciertos recuerdos (románticos... jeje) asociados con ese peli, pero algo me dice que si la volviera a ver querría matar a alguno de los protagonistas. Saludos! n_n

corey jueves, septiembre 17, 2009 6:19:00 p. m.  

Yo veo mucha peli romantica, pero me cabrea como la mayoria de las mujeres quiere volvernos a los hombres un "heroe romantico que se quita el zaco y la vida para que ella cruce un charco en la acera" de puro cliche y se enfadan si nosotros queremos verlas como una "porno star", digo, porque siempre hay que idealizar las cosas???
no se. que gusto me ha dado leerte.
esperare tu proximo post.
mis mejores deseos.
T.S.S. Corey

Adolfo Payés jueves, septiembre 17, 2009 8:23:00 p. m.  

Me gustan mucho las películas románticas interesante articulo nos entregas..

Un abrazo
Con mis Saludos fraternos de siempre..

Myriam sábado, septiembre 19, 2009 11:48:00 a. m.  

Corey: jajajaja me encantó eso de que nostras queremos un príncipe azul y ustedes a una porno star. Lo que me disgusta es que muchas mujeres hasta se ofenden con eso... podríamos sentirnos halagadas, no? =P
Saludos!

Adolfo Payés: gracias por pasar. Un gran saludo =)

corey domingo, septiembre 20, 2009 5:46:00 p. m.  

Efectivamente...
que pases excelente el fin de semana (o lo que le resta).
Hasta entonces, y deseandote lo mejor.
T.S.S. Corey

un dios pagano martes, septiembre 22, 2009 5:26:00 p. m.  

No es que usted sea demasiado cerebral: lo que pasa es que su fibra sensible está en otro lado. Yo, en cambio, tengo un detonador de lagrimones hipersensible. ¡Qué se le va a hacer!

Ah, y una de mis comedias románticas favoritas es "Cuando Harry conoció a Sally". ¡Increíble!

Seguidores

Lo que leo

Myriam's bookshelf: read

Sobre Hombres Y Damas/ About Men and WomenLa Loca de La CasaEl enfermo imaginario / El médico a palosGrandes Pestes De La Historia / Disease and HistoryLas Seis Esposas De Enrique VIII/ the Wives of Henry VIIIPirómides

More of Myriam's books »
Myriam's  book recommendations, reviews, favorite quotes, book clubs, book trivia, book lists

Postre

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP